miércoles, 16 de enero de 2019

Historia de humor de la mujer y Dios en el río

Una historia de humor de una mujer y Dios en el río con moraleja y todo incluido. Si les gustó, no olviden compartir!

Historia de humor de la mujer y Dios en el río

Historia de humor de la mujer y Dios en el río

Una mujer buscaba leña para su cocina, cerca del río, cuando cortando una rama de un árbol se le escapó el hacha de las manos y fue a parar al fondo del río.

La mujer rezó y suplicó a Dios, entonces, Él apareció y le preguntó:
-¿Por qué estás llorando mujer?

La mujer respondió que su hacha se había caído al río.
Dios entró al río, sacó un hacha de oro y le preguntó a la mujer:
-¿Es ésta tu hacha?

La noble mujer respondió:
-Noooo Dios, No es ésa.

Dios entró nuevamente y sacó del río un hacha de Plata y volvió a preguntar:
-¿ Ésta es tu hacha mujer ?
-No. Respondió la mujer.

Dios volvió nuevamente al río y sacó un hacha de hierro y madera y nuevamente preguntó:
-¿Es ésta tu hacha?
-Sí. Respondió ella, -Esa es...

Dios estaba tan contento con la sinceridad de la mujer que la mandó de vuelta a su casa, regalándole las otras dos hachas, la de Oro y la de Plata.

La mujer fue con su amado esposo a mostrarle el lugar donde vió a Dios. De repente, él tropezó y cayó al río.
La infeliz mujer, que no sabía nadar, se puso a rezar y suplicar a Dios,
Él apareció y le preguntó:
-Mujer, otra vez tú.? Por qué estás llorando.?

La mujer respondió que su esposo había caído al río y se había ahogado.
Inmediatamente, Dios entró al río, sacó de las mechas a Brad Pitt y le preguntó a la mujer:
-¿ Es éste tu esposo ?
-Sí , sí , sí. Asintió la mujer.

Entonces Dios se enfureció:
¡ Eres una mujer mentirosa ! exclamó.
Pero rápidamente la mujer le explicó:
-Dios, usted perdone, pero fue un malentendido... Si yo hubiese dicho que NO, entonces usted me habría traído a George Clooney del río y si le hubiera vuelto a decir que tampoco era él, usted me habría traído a mi marido y cuando dijera que SÍ, usted me mandaría para mi casa con los tres hombres.
Mas yo soy humilde pero bien criada, con principios morales y no podría cometer POLIGAMIA, por eso es que le dije SÍ al primero de ellos.

Dios halló justo el comentario de la mujer y la perdonó.

MORALEJA: "Las mujeres tienen tan buenos argumentos, que hasta Dios les cree.!!!"

ASÍ SON LAS CONDENADAS.!!!

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Humor Relacionado